965 370 640 | 674 265 768 info@farmaherrero.com

La cuperosis se identifica con la aparición de filamentos finos de color rojizo, principalmente en las mejillas, aletas de la nariz y mentón. Es mucho más común en mujeres que en varones y no es una alteración grave, ni mucho menos, aunque para muchas personas resulta molesta y antiestética, de ahí que busquen soluciones a sus problemas.

Como bien nos cuenta nuestra compañera Inma Riu en el blog de Farmacia Torrens de una manera clara y concisa en su post Cuperosis, ¿qué debes saber?, esta alteración se puede corregir utilizando los productos de higiene y tratamiento adecuados.

Esta es una época en la que la cuperosis está más activa pues se ve muy influida por los cambios de frío y calor, además de otros factores como la alimentación o las bebidas alcohólicas.

La cuperosis, como hemos dicho, no es una enfermedad sino un problema estético, pero si quienes la sufren no se cuidan bien la piel, con el paso del tiempo, puede desembocar en una rosácea, y esto ya son palabras mayores.

Si quieres saber qué es, por qué ocurre, cómo podemos prevenirla y cómo cuidar la piel en caso de cuperosis no te pierdas este FARMASLINK.